Loozend ofrece la única protección real del mercado frente a los ataques ransomware

/COMUNICAE/

La startup española Loozend ofrece la única protección real del mercado frente a los ataques ransomware, gracias a su tecnología exclusiva «infinite snapshot» que permite recuperar inmediatamente toda la información contenida en los ordenadores y servidores de las empresas en el instante anterior al ataque

“Loozend no evita el ataque -señala José Manuel Arnáiz, CEO de la empresa- pero garantiza que no se pierda un bit de información y que ésta esté disponible en la nube de manera inmediata”.

Gracias a Loozend, los equipos pueden seguir trabajando en poco tiempo, sin necesidad de pagar por el rescate de la información, y la actividad de la empresa y el negocio recupera la normalidad de manera muy rápida y sencilla.

Tras el ataque, habrá que limpiar los ordenadores afectados y reinstalar la información en el punto en el que se encontraba justo antes de que el ransomware encriptó la información y la hizo inaccesible.

Plaga del siglo XXI
El Ransomware se ha convertido en una lucrativa plaga y según diferentes consultoras su impacto económico podría superar los 6.000 millones de euros en 2019. El 22 de marzo de 2018, el virus SamSam infectó las redes de la ciudad de Atlanta y encripto al menos un tercio de sus aplicaciones. Los empleados municipales que intentaron conectarse a los sistemas afectados vieron como se les pedía el equivalente en Bitcoins a 51.000 dólares para obtener “la llave” que les permitiría desencriptar y recuperar la información secuestrada. Un año después, la ciudad lleva gastados más de 2.6 millones de dólares en recuperarse del desastre.

Prevención: cara, compleja y no siempre eficaz
Los sistemas de prevención frente al Ransomware son caros, complejos y, como demuestra la realidad, no siempre son eficaces. “Muchas empresas eligen pagar”, indica el CEO de Loozend, “lo que está facilitando la extensión del modelo malaware as a service, que multiplica los ataques”.

Las medidas de prevención recomendadas por los expertos incluyen copias de seguridad, sistemas de detección temprana, actualizaciones sistemáticas del software, reducir al mínimo los privilegios de los usuarios, tener mínima exposición en la web, control del correo electrónico, auditorías, “unos protocolos pensados para grandes organizaciones o instituciones pero inaccesibles para una pyme y menos para un autónomo” indica José Manuel Arnáiz. “En la práctica -comenta- la gente se confía y las medidas de seguridad se relajan. El backup, además de ser tedioso y complicado, no se suele realizar de manera sistemática y no nos asegura que vamos a poder recuperar una información determinada, que puede haber quedado fuera de las copias de seguridad periódicas».

Lanzado recientemente al mercado, Loozend dice “adiós al backup” gracias a un enfoque disruptivo y definitivo en la protección de los datos. Basada en la nube, la solución utiliza la tecnología que permite recuperar o acceder a cualquier documento o a toda la información contenida en el disco duro en un determinado momento y lo hace de una manera sencilla y amigable para cualquier tipo de usuario, ofreciéndole una experiencia premium.

Loozend “guarda todo”, “no borra nada” y “no tiene límite de espacio”. Custodia copias del sistema operativo, los programas, todas las versiones de cada documento, datos de navegación, archivos temporales, correos electrónicos, documentos borrados, papelera etc.

Fuente Comunicae

Powered by WPeMatico